Intensas precipitaciones y caminos intransitables, dificultan la atención de reclamos a usuarios del servicio eléctrico rural.